jueves, 23 de julio de 2015

Ponele "Cancelar" a todo...


Para La Nacion las "cancelaciones" son 128. Para Clarín ascienden a 242. La Razón promedia y clava la cifra en 200. El país amanece con titulares catástrofe y un zocaleo en el cable que ni te cuento. Por eso hablamos en Kiosco937 con el colega Diego Dominelli, que se especializa en temas de aviación, para refutar la operación del dispositivo mediático con la única herramienta con que contamos: la información.

Mientras estos medios denominan "cancelación" a toda demora o reprogramación de vuelos, Dominelli explica cuáles fueron las razones que generaron el elevado número de reprogramaciones de vuelos durante el fin de semana y cómo se está solucionando el cuello de botella que se generó ya que está todo vendido y como con el comienzo de las vacaciones de invierno  -y por la "crisis"- creció la demanda de pasajes.

1 comentario:

Al Maverick dijo...

El miercoles 15 tuve que viajar por Aerolineas. Como terminé temprano lo que tenia que hacer, fui al aeropuerto y cambie el pasaje para un vuelo de regreso anterior. Ahi me entere que estaban cancelando un vuelo (a las 16:30) y adelantando el de 17:30 para consolidarlo en uno solo. El vuelo salió a las 17:15 casi lleno.
Vale aclarar que esos vuelos a veces van llenos, ya me pasó que traté de tomarlos y no había lugar.

Esos casos pueden contar como cancelación, pero no se dejó a nadie sin viajar, y parece una medida razonable de negocios consolidar vuelos que salen en horarios similares y tienen baja ocupación.

Hay que ver cuántas de esas cancelaciones son reprogramaciones de este tipo, y en cuántas la gente realmente no pudo viajar. Eso ocurrió, pero si hubieran sido 100 vuelos prendían fuego Aeroparque.

Entrada destacada

Carta Abierta a Carta Abierta