Entrada destacada

A veces el otro no tiene la culpa de todo

jueves, 17 de abril de 2014

Cheo, el gigante que sudaba miel por los poros


Cheo me partió la cabeza desde el vamos con el color de su voz y luego con un swing y un fraseo difícil de igualar. Colaboraron también sus discos, de altísima factura, donde se lucían arregladores de la talla de Papo Lucca, Johnny Pacheco o Luis García. Sus álbumes “Cheo”, “The singer”, “Profundo”, "Sentimiento tu" o el que hizo en vivo al celebrar sus 25 años con la música son fenomenales. Este negrazo fachero que arrancó como “plomo” de Tito Rodríguez y que por recomendación suya se transformó en el vocalista del muy taquillero Sexteto de Joe Cuba le aportó a la música tropical algunas de sus mejores páginas. Cheo es anterior a la movida salsera. Fue partícipe de esos primeros años sesentas donde la música tropical era sonido de arrabal. Estuvo en las sesiones de la Alegre All Stars y la Tico All Stars, verdaderas jams donde se juntaban desde el Chamaco Ramírez hasta Charlie Palmieri, pasando por Barry Rogers o el Chombo Silva. Para mi gusto, fue en estos años donde se hizo la mejor música afroantillana. Luego Jerry Masucci y Johnny Pacheco montaron la disquera Fania Records, se quedaron con el negocio y explotó el invento de la salsa al que Cheo se subió lo mismo que Barretto, La Lupe, Ismael Rivera y tantos más que se sumaron a jóvenes como Héctor Lavoe, Willie Colón o el mismísimo Ruben Blades.

Completo acá

2 comentarios:

Anónimo dijo...

"Cheo, el gigante que sudaba PIEL por los poros" Menos mal que en la ampliación de la nota está corregido. Me rompí la cabeza interpretando qué quería decir.

Gerardo Fernández dijo...

¡Gracias por avisar! El título está inspirado en un tema suyo donde dice algo así como "Tu sabes que yo soy un negro que suda miel por los poros"