miércoles, 12 de agosto de 2015

No vayan por Massa, vayan por Duran Barba


En este blog leíste muchos post donde opinábamos del riesgo que entrañaba la idea de Duran Barba de secar a Sergio Massa para que Mauricio Macri emergiera como el referente indiscutido de la oposición ante la evidencia de que le resultaría prácticamente imposible imponerse a Daniel Scioli. A tres días de las PASO, ha quedado muy claro que esa planificación no superó el cotejo con las urnas, por eso estamos asistiendo a un espectáculo de una obviedad que, la verdad, da vergüenza ajena: Propuestas "extra políticas", aprietes para que Massa se baje y demás manotazos de ahogado que, para colmo, se realizan en los medios de comunicación, sin contemplar que no todo debe transmitirse ni publicarse. Por si fuera poco, la cerrazón les impide ver lo evidente, y lo evidente es que está en duda que Macri resista la derrota y tenga la suficiente templanza para soportar cuatro años en medio del desierto, todo lo contrario de Massa, que aparece mucho mejor perfilado -hasta en edad- para soportar esa peregrinación.

No contemplan, tampoco, que a Massa le conviene mucho más una victoria de Scioli, puesto que si triunfara Macri, su espacio político-ideológico se reduciría a la nada, otra de las razones por las que no va a pegarse un tiro en las piernas.

La sensación que campea por estas horas es que las posibilidades de conformación de una corriente "voto estratégico" sobre la que nos referimos en las últimas horas en buena medida ha sido obturada por los manijazos desembozados del sistema Clarín y la presión ridícula sobre el massismo. Pareciera que la propia desmesura del apriete obligó al FR a endurecerse y generó rechazo en el electorado no oficialista pues olvidaron algo vital, que ha sido repetido hasta el cansancio en todos los focus y encuestas y que, además, llevó al mismísismo Macri a modificar su discurso: la mayoría de la sociedad no quiere un cambio radical del modelo vigente. Entonces, si esto es así ¿Cómo pueden creer que se pueda constituir un voto profundamente anti?

Si cuando Massa estaba rendido Macri lo hubiera sumado quizá hoy estaríamos hablando de otra cosa, pero como en las películas de acción, el muchachito sobrevivió y ahora viene por la venganza...

1 comentario:

oti dijo...

A mi me parece que, a esta altura del partido, a Scioli, al FPV y al peronismo le conviene ir al balotaje contra Macri, porque sacaría alrededor del 60% de los votos y, eso, sería una legitimidad formidable para el futuro gobierno.

Entrada destacada

LA FOTO QUE TANTO NOS GUSTÓ NOS TIENE QUE GUIAR