Entrada destacada

10 años de Tirando al Medio

sábado, 7 de septiembre de 2013

Kirchnerismo y seguridad

Cuando te va mal en una elección siendo gobierno es lógico y legítimo que intentés analizar las causas, y buscar que es lo que tenés que modificar para cambiar las cosas.

Sin embargo tampoco se trata de salir a cazar votos, a como dé lugar, con el riesgo de terminar desperfilando tu propuesta política y sin nignuna garantía incluso de que te termine dando rédito, en terminos electorales.

El caso de la inseguridad (a propósito de la cuestión de la baja de imputabilidad de los menores de la que se habla acá) provee incluso un ejemplo cercano con Blümberg; y su ascenso meteórico a la política desde las plazas llenas, hasta la caída en la insignificancia electoral.

O lo que ocurre sin ir más lejos en Santa Fe, donde la política de seguridad del socialismo es desatrosa (con los ribetes de escándalo conocidos), y sin embargo gana las elecciones.

Y eso tiene que ver con que es cierto que la inseguridad es un problema real (y no una simple sensación, aunque ésta exista entre quienes no la padecieron en carne propia, como consecuencia de los múltiples casos en que sí fue así), que preocupa a la gente común, al que el Estado debe darle respuesta; pero esa misma gente sabe íntimamente que no existen soluciones mágicas, y que si alguien se las propone, le está mintiendo.

Como es una pretendida solución mágica este asunto de la edad de imputabilidad de los menores (como bien lo puntualiza acá Artemio); máxime cuando es abordado con efectismo, y sin un apoyo real de base científica en estadísticas sobre el grado real de incidencia de los delitos cometidos por menores de edad (en muchos casos, instrumentados por los mayores para su beneficio) sobre el universo total del delito, y por ende sobre los niveles de inseguridad.

Porque es cierto que hay delitos (y algunos graves) cometidos por menores de edad, que todos los días leemos en los diarios, y que puede resultar atractivo o consolador para quien ha sido víctima de ellos, plantear que esos menores puedan ir presos, desde cada vez menos edad; y sacándolos de las calles para meterlos en una cárcel, no los vuelvan a cometer.

Sin embargo el abordaje del problema requiere ser un poco más serios, dejando de lado la desgastante polémica entre "garantismo" y "mano dura", por la simple y sencilla razón de que nuestro sistema constitucional (ése que los opositores se juramentaron a no modificar) es garantista; de modo que para que deje de serlo, habría que modificarlo.

Si de lo que estamos hablando, más que de la baja de imputabilidad de los menores (que se basa en otra idea fracasada, como la demagogia punitiva o inflación de las escalas penale), es de revisar en general la situación de los menores frente al delito, a lo mejor la cosa cambia.

6 comentarios:

Anónimo dijo...

Las pesonas que estudian no quieren kirchnerismo ni La Cámpora. Sino no hubieran recibido la paliza colosal en toda las univeriscades que recibieron ayer. Motivos sobran y no es por culoa de Magneto,
Se repetirá en gran parte de la sociedad enOctubre.
El Modelo ya no existe, salvo como negación de la realidad.

Roberto Ponce dijo...

Acá hay una de las claves delictivas de la década ganada. Lo Ni -Ni de algo tienen que vivir:

http://www.lanacion.com.ar/1617962-2-x-170-mm-infoen-el-pais-hay-mas-jovenes-que-no-estudian-ni-trabajan-que-hace-una-decada

Martín L. dijo...

"Las personas que estudian". Me encanta el elitismo del Anónimo de las 9:16. De ahí a proponer el voto calificado hay solo un paso, turrito.

Amílcar dijo...

Insaurralde va a lo de Mirtha Legrand y declara muy suelto que la inseguridad es un tema que "ultimamente está en la agenda de la gente"
Como en este blog, se afirma que los escenarios cambian y que el gobierno debe adapratse.
Tardaron demasiado. Flagelaron demasiado a todos los que reclamaban respuestas sobre el tema seguridad.
Desde hace ocho años, cuando una inesperada marcha encabezada por Blumberg pasó a ser el símbolo de la derecha cipaya y reaccionaria que quería mano dura, hasta ahora,la era de la mano dura de Granados, el gobierno siempre se menospreció el síntoma adverso.
Como se menospreciaron las marchas masivas de septiembre, noviembre y abril pasados etiquetando como "bien vestidos", "interesados por Miami" y todo tipo de insensateces mas a quienes ponían de manifiesto el hartazgo.
Después de la catástrofe de las PASO se toma en cuanta - solo por dos meses- el reclamo de una década.
El gobierno solo transmite debilidad y desesperación. No entiendo el autobobo de la década ganada.
El kirchnerismo entero, en 2015, habrá sido el recuerdo de una idea fugaz en la mente de Lucas Carrasco.
Habrá un isoportable Massismo para todos y todas.

Anónimo dijo...

Amilcar: tantas veces nos mataron, tantas veces me mori...siga participando

Anónimo dijo...

Gerardo, anduve dando vueltas en el blog de Abel en referencia a este tema… Confieso sentir algo de pereza en repetir lo ya dicho, pero, sustancialmente, estoy de acuerdo con vos. El tema "de la inseguridad" no puede ni debe ser tratado por una elección, es demasiado complejo e importante, requiere de un tratamiento extensivo e intensivo para diseñar políticas sólidas y coherentes. Es una de las deudas pendientes del FPV, que espero sea encarada seriamente luego de octubre.

Para:
«Anónimo dijo...
Las pesonas que estudian no quieren kirchnerismo ni La Cámpora. Sino no hubieran recibido la paliza colosal en toda las univeriscades que recibieron ayer. Motivos sobran y no es por culoa de Magneto,
Se repetirá en gran parte de la sociedad enOctubre.
El Modelo ya no existe, salvo como negación de la realidad.
8 de septiembre de 2013 09:16»

En ese ayer no hubo elecciones en las universidades, sino únicamente elecciones estudiantiles en las facultades de la UBA. Hay un país más allá de la General Paz, y muchas, pero muchas otras universidades fuera de la CABA, algunas de las cuales no tienen nada que envidiarle a la UBA en el plano académico y científico. Así que para llegar a una conclusión tan contundente como la de que "las personas que estudian no quieren al kirchnerismo" habría que: a) conocer la composición de todos los claustros (no solo el estudiantil) en todas las Universidades del país; b) conocer cuáles son las fuerzas políticas preponderantes en cada caso y cuál es su historia y c) importantísimo, las elecciones dentro de una facultad responden sobre todo a relaciones de poder internas y problemáticas internas y no externas. Los estudiantes no votan candidatos a gobernador, votan por cuestiones que no tienen ncesariamente relación con lo municipal, provincial y nacional (por ejemplo, qué tal anda la fotocopiadora del centro de estudiantes).

A nivel estudiantil en la UBA hay una fuerte preponderancia de fuerzas de izquierda, que están lejos de responder a los candidatos más votados en las PASO y que no apareció ahora sino que ya venía teniendo mucha representatividad.

Y motivos sobran, en todo caso, para que en el sistema universitario sí exista apoyo al FPV, porque sí ha hecho mucho en cuanto a invertir en infraestructura, equipamiento, centros de investigación, repatriación de científicos y salarios.

Saludos.
Esther