jueves, 3 de abril de 2008

La Democracia y los Medios


Como bien puede leerse en esta nota, el piquete agropecuario dejó al descubierto que los grandes medios de difusión no son victimas de cooptación o de presiones por parte del gobierno. Tomaron posición claramente a favor del paro patronal, maniobra que hubiese sido impensable si efectivamente padecieran las intimidaciones que viven denunciando.
Así las cosas, pareciera que la solución al tema de la parcialidad de los medios deberá ser abordada en una legislación como la que no casualmente la democracia no ha logrado sancionar. Sepan los desprevenidos que la Ley de Radiodifusión vigente es la 22.285, sancionada en 1979, en plena dictadura militar. Esa ley ha sido toqueteada algunas veces y, por supuesto, el toqueteo ha beneficiado a las grandes empresas como Clarín. Si algo bueno tenía la 22.285 original era que prohibía los multimedios. Naturalmente eso se modificó en tiempos de Menem y luego se han ido corrigiendo o emparchando artículos e incisos, toda vez que lo han solicitado las empresas periodísticas.
Que en un cuarto de siglo no se haya sancionado una nueva ley de radiodifusión explica mucho del actual estado de cosas en materia de medios y delata la incapacidad y fragilidad de la política ante el poder de Clarín y Cía.
Ahora bien ¿Y en el mientras tanto qué? ¿Puede el gobierno seguir vociferando contra los medios cuando objetivamente ha posibilitado con sus acciones la perduración y fortalecimiento de la concentración?
En 2005 extendió las licencias de radio y TV. Podría suponerse que en ese momento obró desde una posición de relativa debilidad y que optó por un mal acuerdo antes que una confrontación de la que podría salir muy malherido. Supongamos eso por un momento. ¿Pero la autorización a que se fusione Cablevisión con Multicanal, creándose así una red de cable que controla más de dos tercios del negocio también fue producto de la debilidad?
Esta megafusión se concretó hace un puñado de meses, nada mas ¿Cómo se la explica?
El gobierno debiera decir algo al respecto, pero sabemos que no lo hará públicamente.
Una hipótesis que se me ocurre en este momento es que quizá Clarín usó el piquete verde para demostrarle al kirchnerismo las consecuencias que le puede acarrear una decisión que no favorezca los deseos de la Señora de Noble en lo referido al “Triple Play” y al ingreso al país de la Televisión Digital.
Por el momento, lo palpable es que el gobierno no puede seguir quejándose por la manipulación de la información de los grandes medios y por debajo de la mesa prolongar concesiones y autorizar megafusiones. Seguir con esta práctica es, por sobre todas las cosas, una política suicida.

14 comentarios:

Mendieta dijo...

Si, si y si. Nunca vi extorsianados tan valientes como en estos dìas. Prisioneros tan libres y extorsionadores tan dèbiles.
Abrazo

Mariano T. dijo...

Creo que fue una prueba de fuerza. teneme bien atendido o el día que haga falta te doy el empujoncito del final.

Mariano T. dijo...

Creo que fue una prueba de fuerza. teneme bien atendido o el día que haga falta te doy el empujoncito del final.

Anónimo dijo...

Muy acertado el analisis, el kirchnerismo debe pensar (erroneamente)que gana mas de lo que pierde teniendo este tipo de complacencia con los medios. Por otro lado no se que harian los medios si el orto se lo tocan a ellos, pero hasta ahora se ve de lo que son capaces cuando se lo tocan a otros.

Anónimo dijo...

Totalmente de acuerdo con todo lo que decís, en esta y en las notas anteriores definís con claridad la situación y haces un análisis impecable del vergonzoso accionar de los medios en esta crisis, la que, por cierto, no hubiera pasado de ser un reclamo sectorial mas si no hubiera sido por los medios. Estamos de acuerdo en esto, estamos de acuerdo en que la lamentable política de medios del gobierno, su patética falta de estrategia comunicacional y también, es justo reconocerlo, su soberbia, que les impide reconocer errores, nos han llevado a un brete político al cual no le avizoro una salida fácil, si es que tiene salida.
Cualquier persona que esté medianamente informada ( son pocos, la mayoría esta “debidamente desinformada”) sabe que ningún gobierno del mundo, y menos este, que a ninguneado al periodismo durante cinco años, granjeándose el odio corporativo de los tipos con mas poder del mundo, puede gobernar con los medios de comunicación en contra. ¡ Cuantos errores para perder virtualmente lo que hemos logrado con tanto esfuerzo y sacrificio!. La pregunta es, para no extenderme demasiado:¿Cómo salimos de esto?, quisiera saber si hay forma legal, constitucional, de corregir el hecho de que se le ha entregado AL ENEMIGO el arma mas poderosa jamás inventada, para que la use discrecionalmente en contra nuestra?, ¿cuanto puede durar este gobierno si no modifica esta situación de manera drástica? Y para finalizar: que podemos hacer nosotros, aparte de tratar de deshacer el nudo estomacal de la impotencia?.
Un saludo y muchas gracias. Jorge

Unknown dijo...

¿No habría que leer de ese modo la salida de julio Bárbaro y el reemplazo de Mariotto en el COMFeR?

Mariano T. dijo...

Tan grande es el pecado de mostrar lo que esta pasando?
O hubo arengas de los conductores de los programas?
Deberían no haber mandado móviles a los piquetes rurales? O ni siquiera haber informado que existían?
Los caceroleos, la gente debería haberse enterado por el ruido solamente?
Deberían haber censurado las declaraciones de los funcionarios en semana santa, que son las que llevaron gente a los piquetes?
Deberían haber censurado el primer discurso de cristina, que fue lo que encendió la mecha?
Quiénes quieren manipular la información?
El problema que estan viendo es que la manipulción es más cara que lo que pretendían, y que los favores por adelantado no generan mucho compromiso.

Gerardo Fernández dijo...

Jorge: Es bajoneantemente cierto lo que decís.

Lucas: Parece que Mariotto les va a ladrar un poco a los multimedios

Mariano ¿Para vos la cobertura de los Medios fué imparcial?

Andrés el Viejo dijo...

Miren las vueltas que da la vida. Hace unas poquitas semanas, todo se iba en patalear y chillar por el oficialismo de "Klarín". Ahora, todo se va en elogiar la cobertura, como dudar que objetiva, del lock out empresarial del agro.
Hubo arengas, como no, hubo tapas, títulos, fotos, caricaturas, volantas, bajadas, destacados. Hubo de todo.
Mariano: si había que enterarse por el ruido de las caceroleadas paquetas, sólo se hubiera enterado la gente. Es decir, los habitantes de Recoleta, Palermo y Belgrano.
Por donde yo vivo, no sonó ni un jarrito. Claro que yo no vivo donde vive la gente, sino en esos despreciables lugares en que moran algunos millones de subhumanos.
Por supuesto, ni un diario, ni una radio, ni un canal dijeron: absoluto silencio en tal barrio. Y miren que por aquí hay sedes de diarios y canales.

jorge gómez dijo...

No podemos pedir coberturas demasiado objetivas, obviamente. Pero me parece que estas fueron sucias. Con mala leche , digamos.

Partìan la pantalla y equiparaban el discurso de la presidente con las caras irònicas de los piqueteros en los cortes, presentaron a Dèlìa como el ùnico violento luego de varios dias de incidentes, aprietes, heridos y baleados en los piquetes. . . En fin, me parece que jugaron feo.

De todas maneras me asusta que este gobierno de Fernàndez y Moreno meta mano en "la polìtica de comunicaciòn"

Anónimo dijo...

Por supuesto que la salida de Julio Barbaro se debe a esta crisis, los políticos no renuncian por "motivos personales", se van cuando logran desclavarles las uñas y los dientes del sillón al que están aferrados. Evidentemente lo echaron pues él, por estar al frente del Comfer, es uno de los responsables de la inexistente política comunicacional del gobierno, un error terrible en estos tiempos donde todo se maneja con imagenes y mensajes manipuladores. Ojala que de aquí en mas el gobierno modifique su política de medios, sin la cual, repito, no tiene demasiado futuro. Un saludo. Jorge

Anónimo dijo...

Perdon, quise decir "no tenemos demasiado futuro. Un saludo.Jorge

Mariano T. dijo...

Con radio 19 tuvieron èxito
Algunos que escucharon al negro oro me contaron que estaba enfervorizado contra el paro agrario.
Pero las moneditas para comprrlo a Danielito no se comparan con las que hace falta para el multimedios.

El anónimo dijo...

Excelente nota Jorge, pero lo lamentable de todo esto es que los dueños de los medios se hacen los mártires, como Fontevecchia, que con su Perfil no solo ha desinformado sino ha hecho gala de un fascismo peligroso, como marcar con un circulo amarillo a un manifestante que iba a plaza de mayo al acto K, porque iba fumando un armado, que ni siquiera sabia que era un porro, pero lo titularon “Los muchachos de Moyano y la CGT en la Plaza con vino tinto, gaseosa y algún que otro porrito”. Casualidad o no, el amarillo era el mismo color que marcaban los nazis a los judios. Y se horrorizaban y lo tildaban de agresivo a D´Elia por una piña, y no mencionarion ni en una sola editorial, que los muchachos agroexportadores en Gualeguaychu, al menor movimiento de gendarmeria gritaban "traigan los rifles".

Entrada destacada

De vuelta el campo