lunes, 5 de octubre de 2015

Clarín lanza persecución judicial contra funcionarios del gobierno


Publicado en El Cronista Comercial
Luego de las últimas decisiones oficiales vinculadas con trabar el ingreso del Grupo Clarín a Nextel, a través de la compra del 49% del capital accionario de la operadora de telefonía móvil por parte de Cablevisión, en el mayor holding de medios del país tomaron una decisión que seguramente profundizará la guerra que mantienen con el Gobierno. Es que, por recomendación de sus abogados, el grupo estudia variantes legales para avanzar contra miembros del Poder Ejecutivo.
La estrategia apuntaría a acusar a los ministros y funcionarios que firmaron resoluciones que hayan intentando perjudicar sus operaciones. Entre quienes podrían recibir citaciones estarían el vicepresidente de la Nación, Amado Boudou; los ministros de Economía y Planificación Federal, Axel Kicilloff y Julio De Vido respectivamente, así como los titulares de la Autoridad Federal de Tecnologías de la Información y las Comunicaciones (Aftic) y de la Autoridad Federal de Servicios de Comunicación Audiovisual (Afsca), Norberto Berner y Martín Sabbatella. Es posible que la lista crezca, aunque habrá que esperar el devenir político del kirchnerismo durante las elecciones presidenciales para saber de manera fehaciente cuántos hombres K serán acusados por el multimedios.
El argumento legal para avanzar en esta especie de cruzada judicial se basa en demostrar que los funcionarios utilizaron el Estado para hostigar de manera sistemática al grupo. También en que se toman represalias políticas basadas en decisiones claramente arbitrarias como la que intenta anular el ingreso de Cablevisión en Nextel. En Clarín consideran la existencia de un parámetro, un calco en todas las medidas tomadas por el Gobierno en temas vinculados con el holding. Recuerdan el accionar discrecional de la Aftic en relación a Fibertel. Y similar a la de la Afsca en la Ley de Medios, cuando aplicó la adecuación de oficio, también excluyendo y ocultando la información a los directores por la oposición. Los abogado de Clarín creen que todas las medidas oficiales son "ilegales, abusivas y discriminatorias".
En el caso de las amenazas de quitarle la licencia a Nextel si mantiene la postura de vender el 49% de su capital a Cablevisión, en Clarín creen que revelan una clara actitud persecutoria y "una estrategia sistematica del organismo para perseguir y perjudicar a un operador de telecomunicaciones en beneficio de sus competidores, las telefónicas. Y para seguir castigando a un grupo empresario nacional que ha decidido invertir en el país, preservar fuentes de trabajo y apostar a la competencia".
Frente a estos hechos y según pudo saber El Cronista, la alternativa de llevar a todos los funcionarios a la Justicia está siendo estudiada, más que nada luego del fallo de la Cámara Civil y Comercial que declaró nula una resolución de 2010, firmada por el entonces ministro de Economía, Amado Boudou, que denegaba la autorización del Gobierno para la fusión de Cablevisión y Multicanal. Esta determinación había sido tomada por el actual vicepresidente, bajo órdenes de la presidenta Cristina Fernández y a pesar de que en 2009 la Comisión Nacional de Defensa de la Competencia (CNDC) había avalado la operación con el voto de todos sus integrantes, incluyendo el del propio Sbbatella con sólidos argumentos técnicos y ratificada por Guillermo Moreno. Dicha resolución le otorgaba a Cablevisión un plazo de seis meses para desarmar el proceso de unificación de sus actividades con las de Multicanal, que había adquirido en 2007. De todos modos, Cablevisión logró sostener la fusión mediante sendas cautelares interpuestas ante la justicia. Este respaldo judicial sería el que habría hecho entender a los abogados del grupo que quienes firman este tipo de resoluciones usaron al Estado para generar acciones de hostigamiento. Si la estrategia se concreta, también serían denunciados quienes hayan tenido vinculaciones con la sanción de la Ley de Medios, en octubre de 2009, que obliga a Clarín a desguazar sus activos, así como los funcionarios de la Aftic que rechazan la compra del 49% del capital de Nextel.
Actualmente, el holding tiene a su favor una importante cantidad de medidas cautelares que le vienen permitiendo sostener su estructura comercial sin cambios a pesar de todas las medidas generadas por la usina kirchnerista para lograr dividir Clarín en, por lo menos seis empresas independientes utilizando la letra de varios artículos de la Ley de Medios. Es de esperar que la guerra sume un nuevo capítulo, tras el desembarco de Clarín en Nextel, operación cerrada en u$s 178 millones y que está observada por el mundo K.
---------------------------------------
Esto recién comienza y sin dudas hay muchísimo hilo en el carretel...

1 comentario:

Leandro dijo...

Lo que es sistematico es la desverguenza de clarin por intentar, siempre, hacer cosas que las leyes no permiten.

Si la ley dice, clarito, que para venderte algo se debe contar con AUTORIZACION PREVIA DE LA AUTORIDAD DE APLICACION, no podes vender por tu cuenta sin contar con esa autorizacion previa.

Y cuando te bloquean la compra por eso, no podes aducir que "es una persecucuion". Si los funcionarios del gobierno traban sus CHANCHULLOS, se debe simplemente a que son CHANCHULLOS, si clarin se dejara de tratar de violar las leyes sistematicamente para sacar ventaja, los funcionarios dejarina de trabarle sus "negocios", asi de simple.

Esperemos que la justicia este a la altura de las circunstancias.

Entrada destacada

Corea del Centro, el hit del verano que se viene