sábado, 7 de febrero de 2015

La Cámpola, el aloz y los tleinta y dos mil millones de dolales


Firma de un memorándum de entendimiento entre el Ministerio de Economía argentino y el Export Import Bank of China por el financiamiento de la Central Termoeléctrica Manuel Belgrano, que superará los U$S 1000 millones.

Firma de un acuerdo con el Eximbank para financiamiento en términos generales de más de U$S 1600 millones.

Acuerdo de cooperación en la construcción del Proyecto de Construcción de un Reactor de Agua Presurizada en el país, también conocido como la quinta central nuclear (de agua liviana y uranio enriquecido) y la cuarta, de agua pesada y uranio natural. Entre las dos, las centrales nucleares costarán U$S 13 mil millones, y cada una tendrá un 50% y un 70% de componentes nacionales, respectivamente.

Se efectivizó la llegada de los primeros U$S 187 millones para financiamiento de las represas Néstor Kirchner y Jorge Cepernic, obra que costará U$S 4716 millones. Si a esto sumamos los U$S 2470 millones para la renovación integral del Belgrano cargas, la inversión es de U$S 7186 millones. Y si sumamos los U$S 11 mil millones del swap entre el Banco Central y el Banco Popular Chino más otras obras planificadas el monto de la inversión china en el país asciende a U$S 32 mil millones.

¿De qué hablaron los grandes medios "independientes"? De los twitts de Cristina sobre "la campola" y el "aloz". Estate atento porque si no manejás estos datos, en alguna discusión podés quedar como un boludo.

4 comentarios:

Carlos Balmaceda dijo...

¿Te acordás Gerardo cuánto se burlaron de Néstor cuando dijo que los chinos invertirían 20.000 millones de dólares?
El que ríe último.

Diego de Laurentis dijo...

Una pregunta ¿nosotros qué damos a cambio de tanto financiamiento?

Como decía mi abuela, cuando la limosna es grande hasta el santo desconfía, es patético ver como alguna gente aplaude lo que sea y no hay un mínimo de espíritu crítico.

EL BOBERO dijo...

Y quién dijo que era limosna dieguito?

Argentino Estrangeiro dijo...

Es que si se llega a saber que es lo que dimos a cambio de todo eso (imaginate el poder de negociación que puede tener Argentina frente a China...) a lo mejor los que quedan como unos boludos no son los que discuten...

Guido