Ir al contenido principal

Que truene el escarmiento



La idea que se trabaja desde las usinas de “los mercados”  es que el kirchnerismo deberá irse del poder de la peor manera, de modo tal que le quede bien claro a la sociedad y al conjunto de las fuerzas políticas cómo terminan aquellos gobiernos que osan trastocar el diseño de país que ellos modelaron entre 1976 y 2001. Cuanto peor se vaya el gobierno de Cristina Fernández de Kirchner más se agigantará el contenido correctivo del mensaje. El país “normal”, ese por el que claman su devolución los cacerolos, es aquél donde la comunicación la controla un multimedios, donde las patronales agropecuarias hacen lo que les place y “los mercados”  diseñan el tipo de gestión económica que mejor les conviene. En ese modelo de país los fondos previsionales los manejan un puñado de bancos, la aerolínea de bandera se regala y al fútbol en directo sólo accede el que puede pagar un diferencial. En esa “normalidad” los funcionarios renegocian deudas obteniendo suculentas comisiones para bancos amigos: los procesados Cavallo y Sturzenegger, protegidos con ahínco por la “prensa libre”, son una muestra de ese modus operandi…
Pero para que el retorno a esa “normalidad” sea duradero y aleccionador es necesario  que el gobierno actual termine de manera catastrófica, primero eso, el resto se lo va viendo. Primero que Cristina huya corrida por una crisis descontrolada, después se verá quién asume la administración prolija, ordenada y sumisa de la cosa pública.
Completo acá

Comentarios

Mariano T. dijo…
Para que eso no suceda, habra que llenar formularios y pagar impuestos monstruosos para comprar libros por internet.Calculo que los considerarán subversivos.
Pero no falta tanto.
Nando Bonatto dijo…
es que Argentina no es un pais, es un negocio...como se dice en el cierre de Matalos suavemente---
Gabriel Arc dijo…
Para ello tendremois que involucrarnos mas los cuidadanos, y no solo apoyar a este gobierno, sino proponer iniciativas tendientes a profundizar el modelo y recortar el poder de los grupos económicos concentrados y sus posibilidades de actuar sediciosamente, yo estoy en algo de eso, pero espero ser acompañado por mas compatriotas.

Entradas más populares de este blog

El Cadete es cosa sería, muy seria