Entrada destacada

El problema es nuestro, eh...

jueves, 12 de abril de 2012

Volvió "la oposición"





Luego de 187 días La Nacion vuelve a hablar en su tapa de "La oposición". La última que vez había sido el sábado 8 de octubre del año pasado, en esa ocasión el titular había sido "Fuerte debate en la oposición por la reforma consitucional", hoy se lee "La oposición suma votos para rechazar al sucesor de Righi"



Pero no es sólo eso, hoy también ha sido el día donde nos enteramos que la diputada Elisa Carrió ha hecho abandono de "la resistencia" a la que ella sola se había convocado merced al oprobio que le significó la magra cosecha electoral en octubre último. Claro, regresa a un espacio no plebiscitario, retorna a los medios, donde era reclamada a gritos.

El espectro opositor se recicla de manera autista en un funcionamiento que no le sirvió para nada en los años anteriores. Viendo que finalmente el vicepresidente continúa de pie y que el gobierno logró defenderlo del fusilamiento mediático al que lo sometieron, todo parece indicar que como esos monstruos mecánicos y predecibles de los filmes de segunda categoría, el dispositivo mediático no encuentra argumentos ni espadachines nuevos para seguir con su ofensiva. Por eso vuelven a lo conocido. No tienen otro recurso a mano.

Ahora el objetivo es resistir en el senado la aprobación de Daniel Reposo en la Controladuría General de La Nación. Para tal fin van a encolumnar a todos los minibloques opositores en esta novel gran causa nacional. No importa que el candidato propuesto por el Poder Ejecutivo tenga galardones de sobra para ocupar el cargo al que se lo propone. Los medios hegemónicos plantean un debate en términos tan desopilantes que nos llevan a la conclusión de que el gran inconveniente que tendría Reposo para ocupar la función es su oficialismo...


5 comentarios:

Mabel dijo...

Es cierto vuelven sin aprender nada .Vuelven sólo para oponerse ,para rechazar Nunca para construir "Tienen vocacion para el fracaso "decía el personaje de Cecilia Rossetto

rinconete dijo...

Más allá de la coyuntura, creo que deberíamos desde el oficialismo pensar un espacio intermedio para la oposición no furiosa. Me refiero que hoy, más allá de las reales intenciones de cada opositor, la disyuntiva parece ser la visibilidad gracias a Clarín, con un costo electoral elevado por tener que seguir a rajatabla con la agenda impuesta, o el incendio que significa para un opositor ir a 678 o incluso a lo de VHM (en menor medida), como intenta el Marciano.

Desde el oficialismo se debería generar espacios mediáticos que permitan proponer otra agenda, no la de Clarín y tampoco exigir que sea la nuestra. El objetivo es darle visibilidad a los que no quieren morir como la Mentalista y tantos otros. A los que apuesten a la política y que son nuestros socios objetivos contra la antipolítica.

Hoy, por falta de espacio, un Binner se mezcla con un FerIglesias, experto en globalización o un Pinedo con cualquier paparulo de ONG de derecha.

No sé como sería ese "tercer espacio" pero es claro que sólo puede surgir desde el oficialismo.

Un abrazo,
s.

El Observador Comprometido dijo...

El gobierno logra esos milagros de unir cada tanto a los opositores.
Esta vez el espanto es el boudouista de la 1a. hora, el joven Reposo.
Con que solo hubieran elegido un tipo con algunas crdenciales de idoneidad mayores, pasaba como x un tubo.
Y no es que su peor credencia sea ser K, es que es un complice de Boudou y un ocultador de información publica.
Supoogo que esas no han de ser las que uds. califican como cualidades kirchneristas, no?

Jack Duluz (Sub Cte Bizarro) dijo...

Asscribo 100% , Rinconete

susana dijo...

Clarin y La Nacion junto a los poderes economicos logran el milagro de juntar la oposicion. Estos personajes que ocultan informacion, o la deforman a tal punto que cualquier inocente es un asesino y un procesado un martir