Ir al contenido principal

Volvió con todo


Lo anticipábamos ayer en Twitter. Carrió volvió con todo y como en los mejores momentos, explotando al máximo todo su poder de destrucción, su denuncismo y su falso honestismo. El radicalismo, que se había sentado a conversar con el oficialismo para buscar la forma de que saliera el presupuesto quedó una vez más cruzado por ese sino cagón y berreta que lo caracteriza y bastó que Lozano se cargara la sesión con los pocos votos de Proyecto Sur para inclinar la balanza en una votación apretadísima.

La construcción de un imaginario de intransigencia total le sigue dando frutos a Carrió y le bastaron un par de discursos y todo el andamiaje mediático atrás para lograr su cometido. Las denuncias "explosivas" como siempre quedarán en la nada. Morales Sola refritará aquella denuncia de Felipe Solá en la Rural sobre "el shopping del senado" y habrá un festín moralista en los mismos medios de siempre. Los mismos que negocian, que tranzan, que comercian publicarán alegatos de moralina básica que será recepcionada por otros que negocian, que tranzan y comercian pero que se creen vírgenes inmaculadas que nunca acordaron nada con nadie, ni siquiera una rebajita en un producto de pocos pesos. Un circo falaz, un pegoteo de hipocresía de un país en retirada que sólo sirve para generar escenas como las de diciembre de 2001.

¿Está mal que un gobierno quiera gobernar con su presupuesto? ¿Está mal que la segunda fuerza busque las formas para que ese objetivo se logre? ¿Acaso el radicalismo no facilitó con su quórum la sanción de las leyes de Reforma del Estado que fueron la piedra basamental de la política menemista? ¿Cómo puede ser que se llegue a un nivel tal de retroceso como para que desde minoritarias expresiones se pretenda dejar al país sin presupuesto? En realidad el país seguirá existiendo y el gobierno seguirá gobernando, eso está claro. De ahí que, entonces, la estrategia rompeportones de Carrió a la postre termine si se quiere favoreciendo al Poder Ejecutivo.

El problema de fondo, lo hemos dicho muchas veces, es la lógica que unifica al Grupo A, esta competencia para ver quién petardea más y más al gobierno. Es esa lógica la que siempre le ha impedido al radicalismo sentarse a negociar y buscar acuerdos con el oficialismo, como lo hacen todos los partidos de gobierno en todos los países que se ponen como modelo. Cierto es también que a veces las fuerzas políticas deben dar un testimonio de responsabilidad y entereza política para bancar los acuerdos. Los radicales habían arreglado por abajo que el presupuesto se aprobara aunque no les gustara. Era una decisión política positiva, que apostaba a mantener ciertos mínimos lazos de convivencia. Ahora se están comiendo todo el oprobio y encima el presupuesto tampoco se aprobó. Carrió los sigue primereando y les sigue cagando cada uno de los planes que intentan desplegar.

No hay democracia con partidos que no asuman los costos de ciertas decisiones políticas. Mientras los radicales sigan teniéndole miedo a Carrió y a Clarín no saldrán de ese lugar "cleto" en donde la historia los ha encasillado.

Sólo cuando los radicales pongan lo que hay que poner Carrió pasará a la historia y dejará de ser noticia.

Este culebrón del presupuesto vino a tapar, finalmente, el verdadero drama del espectro opositor cual es su implosión. Ni siquiera el bloque del PRO ha logrado sobrevivir a este desmadre generalizado. El peronismo antiperonista deambula en el derretimiento y el bloque de la UCR ha consumado algo que en política es insostenible: que un diputado de un distrito donde la fuerza es minoritaria presida el bloque. En política Gil Lavedra no va a poder conducir nada, porque no tiene base propia.

Comentarios

E.G. dijo…
jaaa
muy acorde la foto
loca de mierda
Patético,
Carrió y el coro de castrati
KIKESANCHEZ dijo…
Gerardo , Lúcida indignacion.
chinoclau dijo…
le garanto que no hay palabras que puedan detener mi odio al trueno naranja, lo tengo medianamente controlado a fuerza de clonaze y unas cequitas, lo que no habla bien de mi sino de los sentimientos que puede despertar la empleada de clarin en algunas personas. es insalubre.
Brankoslav dijo…
Nadie me defraudo como Pino. Si lo hubiese votado a Talquito vaya y pase, me la hubiese visto venir.
el barrefondo dijo…
Lo viejo que no termina de morir ya está agonizando.
Vita dijo…
En todo esto se olvidan de la gente, muchos ahora aprecian y valoran la valentía y el coraje de esta mujer que ha perdido a su compañero y afronta en el gobierno las obstrucciones de la mamarracha oposición. La relación del pueblo con Cristina es de credibilidad, la sospecha es un problema de la oposición que atrasa en su análisis de la realidad. Un fragmento de los cánticos del duelo era "...si la tocan a Cristina que quilombo se va armar."
Tio Pepe dijo…
La oposición está entregada, y en la retirada quieren arrasar con todo, les importa un carajo la gente, el futuro y mucho menos el mandato popular que tiene este gobierno para administrar los fondos. Pusilánimes.
susana dijo…
Cristina con todo el dolor de su alma, está en Seul defendiendo medidas sociales a nivel mundial, y acá una gorda derechosa vomitando odio,¿ que fundacion le debe estar pagando este personaje siniestro?

Entradas más populares de este blog

El Cadete es cosa sería, muy seria