miércoles, 11 de septiembre de 2013

A 40 años del golpe a Allende el tema sigue siendo la democracia



Para Piñera "La UP quebrantó la legalidad y el Estado de Derecho en nuestro país y eso también debemos recordarlo"

"El resquebrajamiento de la democracia y las malas políticas públicas fueron generando un creciente caos político, económico y social".

"Importantes sectores de la izquierda de nuestro país proclamaban públicamente su desprecio por la democracia existente y consideraban legítimo imponer su proyecto de país mediante el uso de la fuerza y la violencia".
Seguramente el presidente chileno se refiere a que el gobierno de Allende buscó darle un sentido distinto a la democracia, algo que colisionaba con los intereses dominantes que siempre la han concebido como una mera formalidad que no debe cuestionar el estado de cosas dado.

Algo similar a lo que ocurre hoy en América latina donde corrientes de pensamiento ultraconservador, intelectuales como Vargas Llosa y los entrevistados de la CNN (¿Viste lo son esos tipos? No se sabe de dónde los sacan) dicen que no se respeta la democracia en Venezuela, en Ecuador, mucho menos en Bolivia y Argentina.

Cualquiera que intente gobernar democráticamente pero intentando transformar aspectos medulares indefectiblemente se transformará en una "amenaza" para el tipo de democracia que el poder quiere. Por eso la bandera más importante de los cacerolos es "Devuelvan el país". Quieren retornar a esos tiempos donde el poder político era sumiso y no tocaba a los poderosos, ni siquiera los nombraba, retornar a ese tiempo donde era natural que cada dos o tres años de gobiernos civiles los militares tomaban el poder, donde los ministros de economía comunicaban por cadena nacional las nuevas medidas económicas y el país verdaderamente se detenía para escucharlos. Eran ministros con poder, como el que reclama hoy en presidente de la UIA...

Si repasamos la historia del golpismo argentino y latinoamericano encontraremos que en todas las asonadas abundaron las proclamas a favor del sistema democrático, es como que las alianzas cívico-militares tenían la norma Iram de qué es la democracia. Decían que como el gobierno de turno "había entrado en un proceso de descomposición", las FFAA llegaban con el único objetivo de recuperar las instituciones, de generar las condiciones óptimas para que el pueblo pudiera disfrutar -cuando ellos lo decidieran, obvio- de una democracia plena.

La contradicción entre la democracia que quieren los poderosos y la que anhelamos los sectores populares sigue estando en la base del debate de estos tiempos. En el último año hemos visto manifestaciones donde se caratula como "dictadura" a un gobierno que cometió el desliz de triunfar con más del 50% y por ello contar con quórum propio en el Congreso...

Todo está permitido en democracia, menos ganar por mucho y querer transformar el estado de cosas preexistente.

1 comentario:

Daniel dijo...

Si con todo este clima que estamos viviendo perdemos de vista que los hijos de puta que tenemos enfrente son los mismos hijos de puta de siempre, y siempre están recargados, aquí y detrás de la cordillera, estamos listos.

La autocrítica es más que necesaria pero confundir las cosas hasta ese punto donde el peor de los nuestros es un bebé de pecho frente a la basofia de enfrente puede ser terrible.

En ese sentido el punto más preocupante para mi es no atender desde gobierno y desde nosotros mismos a la desmoralización de la militancia. Eso, es nada más y nada menos que la frutilla del postre para los golpistas. Que se nos corte de cuajo el futuro que podemos proyectar.

Por más que se vea pasado de moda, hay golpismo, está vivito y coleando y nos deja cuentitos muy graciosos como que Lilita es ahora la adalid de la democracia por sus declaraciones actuales en sintonía con las del 2009, en tanto hay un video del 2008 donde daba instrucciones para cuando Cristina se hubiera ido ya en helicóptero.

Los Piñera son los Macri de acá, que aplaudía a rabiar ya de pibe a los Cacciatore. Y mamaba en la fuente de los golpistas que aunque hoy viejos, siguen operando y han dejado una considerable descendencia.

O acaso nadie termina de advertir que el fulgor que despertó en tantísima gente en el 2008 se debió exactamente a eso? A que aquí por más que la disfracen como quieran, se quiso fletar a una presidenta?

-"Todo está permitido en democracia, menos ganar por mucho y querer transformar el estado de cosas preexistente".

Entrada destacada

Carta Abierta a Carta Abierta