Entrada destacada

Se puede porque se debe

jueves, 16 de septiembre de 2010

Gran post de Artemio

Transcribo tres párrafos muy contundentes de este post de Artemio con los que me identifico plenamente:

"Comunicación que ya no demanda adjetivación extrema que "orgasmea" a los convencidos pero no amplía el margen hacia los independientes, que es lo que el oficialismo necesita ahora e imperiosamente, además de alterar alianzas en distritos claves que ya analizamos sobradamente en Ramble.


En materia de comunicación oficial entonces, la persistencia de la estrategia de “cazar en el zoológico”, que rindiera sus frutos para consolidar lo propio tras las elecciones del 28 de junio ,culminó, y, como todo en la vida, de ritualizarse ya no producirá efectos positivos, más bien todo lo contrario.


Se trata ahora de comunicar gestión hacia adelante, más acá o más allá de las arterias de Néstor Kirchner y el "deseo de sangre", impotente en lo político y degradante en lo personal de opositores mediáticos y partidarios, que dan asquito, of course."


Algo de esto sentí, por ejemplo, ayer a la tarde mientras el Jefe de Gabinete brindaba su informe en diputados y en twitter se lo vivía como un partido de fútbol. Claro, sucede que Twitter también por momentos se transforma en una reunión de amigos, en este caso en un grupete oficialista.


Vengo preocupado por esto de la caza en el zoológico y comparto plenamente que hay que salir afuera, que hay muchos debates por dar con los otros, los que tienen dudas, los que les falta un poco de convencimiento, los que aprueban algunas cosas pero no todas, etc.


Sufro casi todas las noches con la audiencia de Radio Cooperativa, que por momentos me atosiga con un fanatismo que desde ningún punto de vista me parece positivo.



15 comentarios:

Unfor dijo...

Hace rato venis repitiendo esa visión, Gerardo. Y me parece más que correcto.
Si uno se embota, cae en un submundo optimizante, que después no se compatibiliza con el afuera.

Yo creo que a todos alguna vez nos pasó que fuimos con entusiasmo a compartir alguna cosa que nos parecía genial, superadora, y nos encontramos con una mirada fria, pasaiva o neutra de nuestros interlocutores, que por piadosos nos habrán arrojado alguna tímida duda.

Creo que hay que ir con cautela a dar el debate "afuera", pero hay que ir afuera, al mundo real. No es que este no lo sea, pero es nuestra parte, y las cosas se hacen por lo que luego tiene resonancia en todos.

Disidente dijo...

Interesantes conceptos.

Sin dudas que al 40%+1% se llega enamorando también a los no-alineados.

Néstor Sbariggi dijo...

Suele decirse que las campañas pòlíticas tienen tres etapas: primero consolidar los propios, luego ir por los que no se deciden pero te ven con algo de simpatía y al final ir por el resto que quizás ni se interesa por la política. Todos votan y valen igual.

Si el discurso es cerrado fuiste. Igual recién se empieza con vistas al año que viene así que se puede mejorar pero no hay que quedarse en esa.


Saludos

Pablo dijo...

Excelente

si todos los entendieran así, cuánto mejor andaría la cosa!

paniagua dijo...

El tema es qué estamos dispuestos a hacer todos para que esto ocurra. ¿Estamos dispuestos a dejar de glosar a Clarín, La Nación, etc.? ¿Estamos dispuestos a hablar de otros temas que hagan efectiva la pluralidad y que nuestro enunciado de lo "plural" no sea una apelación en nombre de los silenciados y los silencios de Clarín, etc.? ¿Esto a quién se lo pedimos? Habría que ver cuántos blogs están dispuestos a una abstinencia. La semana pasada puse el link de una nota en Clarín sobre una irregularidad evidente en la aplicación de la AUH y el problema de unos cuantos oligofrénicos era la fuente... Me preocupa que esto que con justicia dice Artemio se vuelva una especie de lugar común.

Abrazo

Gerardo Fernández dijo...

Es así, Martín, lo que te pasó con citar a Clarín es demostrativo del nivel de anteojeras que hay. Sucede que siempre es más fácil regodearse en barra y empatotarse con los del palo.
Esto realmente me preocupa.

Artemio López dijo...

Te agradezco Gerardo, en realidad vos lo señalaste antes y desde posiciones algo distintas nuestras miradas hoy convergen...por algo será...No se trata de una crítica al progresismo, si a su mueca....
salu2!

jorge schussheim dijo...

Desde el principio de la gestión K vengo diciendo que su comunicación es hacia adentro y a la propia tropa ya convencida.
No se puede seguir usando 678. LRA, Tiempo y El Argentino como base, ya que su público es 100% pro K.
Es imprescindible usar los medios de los adversarios. Y eso se hace con publicidad paga. El gobierno DEBE publicar sus logros en la gestión a través de Clarín, La Nación, Perfil, Canal 13 et al y llegar así a sus lectores con mensajes claros y contundentes.
Cristina y Néstor DEBEN entender esto y delegar el tema en los profesionales.

Rafa dijo...

Gerardo, te recomiendo otro brillante post que toca este tema, el de Luciano sobre el acto del Luna.
http://desiertodeideas.blogspot.com/2010/09/algunas-coplitas-tardias-sobre-el-acto.html

Saludos.

qcancionq dijo...

por esto, sigo tu blog, porq a pesar de tu fanatismo hacia el gobierno, tenes lucides para ver mas alla de la burbuja.Tal vez sea tarde, de nada le sirven al gobierno la gran cantidad de medios pro oficialistas, el problema es q utilizan la prepotencia y no aceptan puntos de vista diferentes.Siguen polarizando y este es el mayor error.

Mariano T. dijo...

Es el cuento del escorpión y la rana, esta en la naturaleza K polarizar.
Calculo que Carrió y el PJ federal estan cayendo en la misma. Solo Alfonsin y Stolbizer parecen hoy la voz de la moderación.
Habrá que ver que elije la gente.

Unfor dijo...

Esto de Mariano T. es lisa y llanamente una mentira.
La transversalidad fue la gran virtud del gobierno de Néstor Kirchner. Nada más alejado de la polarización.

Ahora si te arman un bruto Golpe de Estado como en el 2008 y te la bancás y la peleas y se te juntan todos los golpistas enfrente para seguir dándote, quién es el que polariza?

Mariano T. dijo...

Por más que griten y chillen, el cuentito del golpe de estado de 2008 no se lo cree nadie.
Incluso sea postura es parte del problema, como la frase de ayer de animal fernandez sobre que hacer cumplir un fallo de la corte equivale a dar un golpe de estado.
Ven golpes por todos lados.

Adrián Terrizzano dijo...

Es cierto, Gerardo. Como buen muchacho que soy, escucho Radio Nacional (Cooperativa tiene mucha interferencia) y leo Tiempo Argentino, además de varios blogs "K". Lo hago convencido, tan convencido como el 28-J cuando deposité mi voto por Néstor.

Sin embargo, como escucha y lector me siento algo saturado, cansado de las notas "acto reflejo": si aparece Macri, palo; si viene Cristina, besitos...

Pruebo de pegarle una miradita a Clarín o La Nación, le meto los cuernos a Perfumo con Zloto, pero nada... tampoco me sirven para comprender mejor qué es lo que está sucediendo.

Dice Schussheim más arriba que el gobierno debe publicitar en Clarín... no sé...

Para mí, uno de los problemas centrales es la falta de profesionalismo que en ocasiones evidencian los medios "oficialistas". Intentan mostrar como "jogo bonito" del gobierno algunas acciones que son propias de un partido de "hacha y tiza".

En fin, siempre fue muy difícil hacer buen periodismo oficialista... pero habría que intentarlo porque con esto no alcanza: Me gusta leer Tiempo, por ejemplo, pero no se lo puedo recomendar a mi tía...

¡Saludos!

Escribidor dijo...

Compañeros, el problema no pasa por la publicidad de los actos de gobierno. El 90% de la población ve algún partido de fútbol. Con eso alcanza para publicitar los actos de gobierno.
Desde mi punto de vista, aca la cosa va por el boca a boca. "Descrispar" a la sociedad. No entrar en la lógica binaria, buscar acuerdos, puntos en común con aquellos que no son pro gobierno. Y eso lo debemos hacer todos, desde Cristina para abajo. Empezar ya a hablar de nuevos onbetivos, nuevas metas a alcanzar y mostrar que somos los que podemos hacerlo.

Un abrazo

PD: Por si no quedo claro, comparto que hay que ampliar la base de sustentabilidad social del gobierno. COn los que somos, hoy no alcanza.